Portada 3

Portada 3

sábado, 19 de diciembre de 2015

La Guerra de las Galaxias, episodio VII: El Despertar de la Fuerza


El séptimo episodio de la saga de La Guerra de las Galaxias se ha convertido en todo un fenómeno social, los telediarios hablan de ello desde días antes del estreno, los carteles de la película inundan las calles, la premiere de ayer estaba en muchas conversaciones de oficina y las salas de cine, estupenda noticia, llenas a reventar de público. Lo cierto es que la legendaria saga mezcla buen cine con el movimiento 'fan' ¿qué hay de malo en ello?

                                                        


Respecto a la película, El Despertar de la Fuerza es fiel a la trilogía clásica -la de los años 70 y 80- en muchos aspectos, tanto en las tramas y en la estructura del guion, -lo que quizá la hace un tanto previsible- como en los actores y los detalles que parecen menores y no lo son: vestuario, efectos sonoros, ambientación, naves espaciales; también muestra una creatividad increíble en los nuevos androides y los seres que pueblan el fondo de los planos. El nuevo episodio tiene golpes de humor, más que los tres clásicos, pero nunca fuera de tono. Hay que destacar que los guionistas, Lawrence Kasdan y J.J. Abrams -también director- han tomado decisiones arriesgadas en el devenir de la narración y de la saga. En general, es una película que está muy bien hecha, las batallas están muy bien rodadas y la coreografía de las luchas son, para mejor, menos 'bailadas' que en los tres primeros episodios.

Los fieles a la saga, los que de pequeños vieron La Guerra de las Galaxias, El Imperio Contraataca y El Retorno del Jedi cuando se estrenaron en el cine y jugaron con aquellas espadas láser que no eran otra cosa que una linterna con un cilindro de plástico, y los que se incorporaron con el tiempo, saldrán del cine satisfechos con lo que han visto. Aquellos que quieran pasar un buen rato viendo una historia de ciencia ficción es muy posible que también les guste. Hay sorpresas, tramas que quedan abiertas, dudas por resolver... Aunque sea por volver a ver a Han Solo y Chewacca pilotando el Halcón Milenario, merece la pena ir al cine a ver la película.








No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cualquier opinión es bienvenida, salvo las consideradas ofensivas a los demás participantes o al autor del blog que serán eliminadas.

Se ha producido un error en este gadget.