Portada 3

Portada 3

lunes, 17 de febrero de 2014

Dejándote ir llegas hasta Nebraska


Alexandre Payne (A propósito de Schmidt, Entre copas, Paris Je t'aime, Los descendientes) firma una buena película que va del drama a la comedia, del conflicto paterno filial a la mezquindad humana. Nebraska es una historia que no por sobria, en su narración, pierde emociones. El espectador se sumerge en esta inesperada búsqueda de raíces que, aunque rodada en blanco y negro, está lejos de caer en el color gris.

                                                          

Woody Grant (Bruce Dern) es un anciano con un pasado de adicción al alcohol, un día recibe una de esas promociones publicitarias que nos promete la posibilidad de hacernos millonarios con tan sólo comprar los productos que nos ofrecen. El anciano, creyendo en su senilidad ser ya millonario, decide ir a por el premio a pesar de estar muy lejos de donde lo ofrecen, para desesperación de sus hijos David (Will Forte), Ross (Bob Odenkirk) y su anciana mujer Ross (June Squibb) que tienen que rescatarlo una y otra vez.

El peso de la narración recae en Woody y David. En el padre se encarna el
egoísmo infantil que adquieren los ancianos al envejecer, ofreciendo así gotas de locura y de ternura a la vez; el hijo refleja el eterno mito de incomprensión hacia la figura paterna, al que en las postrimerías de la vida desconoce casi por completo. El resto del reparto de secundarios conforman un retrato coral de la condición humana, situaciones de las que el común de los mortales si no se ha visto en ellas, es muy posible que las vaya a vivir. Stacy Keach, que no pase tanto tiempo si aparecer de nuevo en la gran pantalla.

                                                         

Nebraska bebe de las fuentes de Una historia verdadera, de Good bye Lenin y también de Fargo. Da gusto dejarse mecer por sus paisajes a la vez que suena la música de Mark Orton. El resultado es una road movie de reencuentros, de orgullo, de búsqueda de oportunidades. Una buena historia llevada a cabo sobria pero correctamente, agradable en la comedia, triste pero no lacrimógena en el drama. Nebraska, merece la pena.



6 comentarios:

  1. Miy bien comentario. Totalmente de acuerdo con todo lo que dices. Un Oscar para Bruce Dern ya.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que su trabajo en la película merece ser reconocido. ¡Gracias por leer el post y comentarlo David!

      Eliminar
  2. Hola, antes de nada, he de decirte que he intentado encontrar una forma un poco más privada para ponerme en contacto contigo, pero no ha habido manera, así que te lo comento aquí.

    He estado viendo tu blog y me gustaría felicitarte por él. Me ha parecido muy ameno e interesante y desde hoy tienes un fiel seguidor.

    Si te parece bien, voy a añadir un enlace a tu blog en el mío y, si lo consideras oportuno, puedes ponder tu algún enlace al mi blog.

    Por cierto, aunque aquí mi perfil aparezca con mi nombre, en Google+ suelo comentar y puntuar tus entradas como Ocio en pocas palabras.

    Saludos. Y sigue entreteniendonos así.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Alejandro:

      Muchas gracias por tu amabilidad hacia mi blog, me alegra que te guste. Eso intento, que lo que escribo pueda llegar a interesar a alguien.

      Te agradezco que hayas puesto el enlace de mi blog en el tuyo. Acabo de hacer lo propio previo vistazo a "Ocio en pocas palabras". Está genial tu blog y el concepto me gusta ya que sobre todo en internet lo breve, que no escaso, se valora mucho.

      Yo aquí firmo como textos de amor y odio, en google+ con mi nombre.

      Un saludo y muchas gracias.

      Fernando Battaglio.

      Eliminar
  3. Se me olvidaba, no puedo quedarme sin decirte que esa frase de Drácula en la descripción de tu blog me ha llegado al alma. :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ;-) Desde que la leí en el libro, la hice mía a modo de lema. ¡Tremenda bienvenida del conde al pobre Jonathan!

      Eliminar

Cualquier opinión es bienvenida, salvo las consideradas ofensivas a los demás participantes o al autor del blog que serán eliminadas.

Se ha producido un error en este gadget.