Portada 3

Portada 3

lunes, 4 de julio de 2016

Vicente del Bosque y Casillas


Todavía anda el panorama futbolero sorprendido por el arranque que tuvo el ya ex seleccionador Vicente del Bosque sobre el comportamiento de Iker Casillas con el cuerpo técnico saliente la semana pasada en El Larguero, el programa de medianoche de la Cadena SER. Del Bosque, un hombre siempre guiado por la prudencia ha roto su habitual comportamiento y con quien nadie se esperaba.

                                                            



Desde este foro se ha defendido que
el espacio del futbolista profesional -el césped, el vestuario- pertenece a sus protagonistas, es decir, los propios jugadores, entrenadores y demás miembros del cuerpo técnico. Cualquier cuita que ahí surja debe quedar entre ellos, lo mismo que la posible solución al problema está en manos de los interesados. Lo mismo pasa con la grada, que pertenece al aficionado, es un espacio que no ocupa ni interesa a los que se visten de corto. De este razonamiento viene la conclusión de que Vicente del Bosque se ha equivocando sacando a la luz el mal comportamiento, según él, de Casillas. Lo que quiera que haya ocurrido entre ellos corresponde al ámbito del vestuario y de la Federación Española.

Por la parte del portero, aunque no lo ha dicho directamente Del Bosque, queda la acusación velada de que
Casillas no ha digerido la suplencia o al menos esperaba jugar el tercer partido de la primera fase de esta Eurocopa contra Croacia, ya que España estaba clasificada. Si todo lo ocurrido es esto, ¡vaya novedad! El cabreo de un futbolista por no jugar, como si no sucediera cada jornada de Liga o de Copa de Europa. A no ser que se esconda un motivo mucho más grave, queda lejos del entendimiento todo este conflicto. Los debates acerca de la titularidad del portero y de la permanencia en el puesto del seleccionador han durado mucho, demasiado. En todo caso, es un triste final para los dos en la selección española, ninguno de los dos lo merecía, y este bloguero hubiera preferido no haber tenido que escuchar todo esto.












No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Cualquier opinión es bienvenida, salvo las consideradas ofensivas a los demás participantes o al autor del blog que serán eliminadas.

Se ha producido un error en este gadget.