Portada 3

Portada 3

jueves, 13 de noviembre de 2014

In Carletto I trust


Ya se empieza a hablar de la posible renovación de Carlo Ancelotti como entrenador del Real Madrid, ojalá se haga realidad, desde luego sería todo un acierto incluso si esta temporada acabara sin más títulos que la ya conquistada Súper Copa de Europa el pasado mes de agosto, aunque a día de hoy, el equipo va realmente como un tiro.

Es verdad que la temporada, mejor dicho, la pretemporada no arrancó de la forma más idónea viniendo como se venía de ganar la Copa de Europa y la Copa del Rey. Recordemos:
Ángel Di María jugador decisivo en últimos triunfos cosechados se marcha ante la negativa del Madrid a subirle el sueldo como, creo, se había ganado en el campo; Xabi Alonso, pilar del centro del campo merengue desde que llegó, pide salir ante la oportunidad de fichar por el Bayern de Múnich. Todo esto creó un ambiente enrarecido como pocas veces en el Santiago Bernabéu, añadido, como ya hemos hablado aquí, de la fea costumbre de buena parte del público madridista de pitar a nuestro propio portero y a que las dos primeras jornadas de la presente Liga el Madrid ganó de milagro al Córdoba en casa, perdió en San Sebastián contra la Real un partido que estaba ganado en el descanso y perdió, esta vez en Chamartín, el derby madrileño con el Atleti.

                                                       


La suma de
estas circunstancias habría hundido al más pintado, pero esto no ha pasado con Carlo Ancelotti. El italiano transmite tranquilidad cada vez que aparece en público, comprende como pocos el entorno que rodea a equipos, jugadores y juntas directivas, escucha respetuoso los debates abiertos sobre cómo juega el equipo o en qué estado de forma está éste o aquel jugador, los asume como algo normal pero luego toma sus propias decisiones. Su dilatada experiencia como jugador y entrenador, le lleva a conocer muy bien todos los secretos del fútbol profesional y bien que se nota.
Después de este arranque dubitativo de temporada, el Real Madrid es líder indiscutible en Liga y ya está clasificado para octavos de final de la Copa de Europa. Nadie echa de menos a Xabi Alonso ni a Ángel Di María; James y sobre todo Toni Kroos están perfectamente acoplados, Benzemá está como nunca y Cristiano Ronaldo está como siempre. Para más reconocimiento, el Madrid ganó merecidamente al Barcelona con una superioridad en juego y oportunidades no vista en muchos años.

Buena parte de este
brillante cambio de rumbo es culpa de Ancelotti, sin duda alguna. Según están las cosas hoy en día, el Real Madrid es claro favorito para la Liga, pero en fútbol, las cosas son como acaban, no cómo empiezan. Apenas a pasado un tercio de la temporada y quedan muchos partidos por jugar. Veremos qué pasa en primavera cuando se definen los campeonatos, pero si hay que confiar en alguien, yo confío en Carlo Ancelotti.







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Cualquier opinión es bienvenida, salvo las consideradas ofensivas a los demás participantes o al autor del blog que serán eliminadas.

Se ha producido un error en este gadget.