Portada 3

Portada 3

miércoles, 10 de septiembre de 2014

Materia Extraña, de J.J. Gómez Cadenas


He de reconocer que he llegado hasta esta novela por pura casualidad. Simplemente formaba parte de un envío del magazine Jot Down. Así pues, este libro quedó aparcado a la espera de hincarle el diente, lo que ha ocurrido este verano. Para alguien como yo de letras puras, a quien las matemáticas, química y física espantaban en edad escolar, al llegar a una cierta experiencia vital, mira ahora a todas estas asignaturas con no poca curiosidad y con bastantes lamentos de no haber aprendido más de ellas cuando hubo ocasión. Y esta novela es una buena oportunidad para volver a acercarse a estas ciencias, dado su carácter  narrativo y divulgativo.

                                                        


La novela
Materia Extraña tiene como tema central, como su propio nombre indica, la posible creación de la denominada anti materia bajo la hipótesis de que el acelerador de partículas (LHC) ubicado en el archiconocido laboratorio CERN, pudiera crearla con el siniestro resultado de la destrucción del planeta. ¿Cómo? Más o menos como explican en una de sus páginas:

Las estrellas extrañas se forman devorando muy posiblemente un estrella de materia ordinaria, tan densa que los protones y neutrones de su núcleo acaben por romperse debido a la presión enorme a la que están sometidos. Se forma entonces un plasma de quarks, donde pueden aparecer quarks extraños que a su vez comiencen a acumularse en agregados cada vez mayores. Puesto que la materia extraña es tanto más estable cuanto más masiva es, su apetito por la materia ordinaria no tiene límite... Así hasta el infinito, hasta que acabara con todo. Hay que destacar que esta novela está escrita antes de la puesta en marcha del acelerador de partículas del CERN y antes de la confirmación de la existencia del Bosón de Higgs, no sé si estos acontecimientos habrían modificado esta novela.

Bajo la premisa de la
hipotética destrucción del mundo, la novela nos es narrada a través de diversos personajes y otras tantas tramas. En Materia Extraña están presentes las difíciles relaciones existentes entre tanto sabio concentrado en el CERN; la carrera armamentística nuclear de Irán y los intentos de la ONU, Unión Europea y Estados Unidos por evitarlo; el amor, la atracción por el mal, el rencor, la envidia... la condición humana, ni más ni menos.

En su conjunto,
Materia Extraña es una buena novela, se lee a gusto, aunque puedas pasarte unos días con el libro abandonado, puedes retomar el hilo sin ningún problema. Es verdad que una vez presentados todos los personajes y las tramas, el ritmo narrativo puede ser un poco lento, nunca aburrido, eso no. Ya cercanos al final, un punto de giro en la acción da pie a un trepidante final, donde las tramas van cerrándose una a una. Materia Extraña, léanla, merece la pena.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cualquier opinión es bienvenida, salvo las consideradas ofensivas a los demás participantes o al autor del blog que serán eliminadas.

Se ha producido un error en este gadget.